Boletín Electrónico Boletín Electrónico Boletín Electrónico
Consultas y peticiones: Consultas y peticiones
Buscador: 
Miércoles, 1 oct. 2014
Boletín Electrónico
 Principal > Boletín Electrónico > Boletín Julio 2007 > Termoarcilla > Consejos Útiles
Noticias del Boletín
Obras con Termoarcilla
Consejos útiles
Tema del mes
Construcción sostenible
Años anteriores
Subscripción al Boletín Electrónico
 
 Estructuras de Muros de Carga  

En este tipo de estructuras, los elementos verticales que soportan el forjado son los muros de fábrica, en este caso de Termoarcilla. Este sistema estructural cuenta con dos tipos de elementos verticales:

  • muros de carga. Sobre ellos apoya directamente el forjado.
  • muros de arriostramiento. Son perpendiculares a los muros de carga y son necesarios para soportar las acciones horizontales.

Proceso constructivo

La construcción de estas estructuras debe realizarse levantando simultáneamente los muros de carga y los muros de arriostramiento (perpendiculares a los muros de carga).

Sobre los muros de carga se apoya el forjado. Sobre el forjado se apoyan los muros de la planta superior, y se repite el proceso. Los muros de arriostramiento, para que cumplan su función adecuadamente, han de realizarse al mismo tiempo que los muros de carga, trabando perfectamente ambos.

En este tipo de estructuras, los muros separan habitaciones, realizan el cerramiento del edificio y, además, tienen función estructural. Por tanto, en una estructura de muros de carga, si derrumbamos uno de los muros, podría venirse abajo el edificio.

En este tipo de construcciones, las luces del forjado no deben ser mayores de 8 metros. Estos muros soportan como cargas verticales su peso propio y las cargas de las plantas superiores (muros y forjados). Los muros situados en la fachada están sometidos, además, a las cargas horizontales de viento. El espesor de estos muros suele ser mayor que el de los muros de estructuras porticadas, teniendo en cuenta que soportan cargas verticales mucho más importantes.

La limitación en cuanto a espesor en este tipo de muros se debe, además de a condicionantes de aislamiento acústico y térmico (en el caso de muros exteriores), a condicionantes de tipo mecánico. Por ello, es necesario realizar un cálculo de los mismos, para obtener el espesor necesario en función de las cargas. Es importante esperar, en la fase de construcción, a que los muros de carga hayan alcanzado resistencia suficiente, antes de cargarlos con el peso del forjado.

   
Principal | Consorcio | Enlaces | Mapa Web | Aviso Legal | Zona privada | Favoritos
Consorcio Termoarcilla: C/Orense, 10 2º, 28020 Madrid · Tel.:91 770 94 80 · Fax: 91 770 94 81 · termoarcilla@termoarcilla.com